Cabellos largos están más expuestos a diferentes enfermedades

La mujer latina utiliza en su mayoría el cabello largo. Sin embargo, una cabellera larga involucra muchos cuidados, pues lamentablemente muchas de las enfermedades lo pueden perjudicar.

Un cabello hermoso, con brillo y manejable es una tarea que requiere mucho esfuerzo y el uso adecuado de implementos que aporten belleza a los peinados y looks de cada mujer.

Constantemente muchas mujeres someten su cabello a diferentes técnicas para lucir un cabello completamente lacio, con ondas, o bien, aplican tratamientos que ayuden a reestructurar e hidratar la hebra.

Pero, hay ocasiones en las que cuando se utilizan implementos de belleza como la plancha, la secadora, las tenazas entre otros, se comete el gran error de creer que con las altas temperaturas se obtendrá un mejor resultado. Sin embargo, el uso excesivo y equívoco puede causar daños en la hebra capilar y las cutículas.

“En el momento de usar estas herramientas es importante no hacerlo más de dos veces por semana, además de valorar el tipo de cabello que tiene la persona, para así graduar la temperatura de tal forma que no sea perjudicial para el cabello, y evitar la pérdida de sus propiedades naturales”, manifestó Andrea Fernández, Técnica de Kérastase.

Victor Delgado, Técnico de Redken explicó que  las enfermedades más frecuentes en el cabello o cuero cabelludo son la caspa, soriasis y seborrea a nivel de cuero cabelludo. A nivel de hebra está la tricorrexis nudosa (bulto o nudo a mitad del cabello y de donde se parte la hebra), la  tricoptilosis que es el cabello abierto en la zona de las puntas, leucotriquia anillada que es cuando se forman anillos alrededor de la hebra de color blanco y cabello en balloneta que ocurre cuando existe una zona de la hebra que presenta mayor grosor que el resto del cabello).

¿A quiénes afectan más estas enfermedades? A las mujeres debido a que se presentan mayoritariamente en cabellos largos, deshidratados y con exceso de procedimientos químicos y daño mecánico.

“Básicamente son enfermedades que producen un cambio en la estructura de la fibra capilar, hay quiebre de la hebra, sensibilidad; fragilidad  y fácil rompimiento”, detalló el especialista.

Para tratarlas es necesario aplicar tratamientos de hidratación con frecuencia y mantener un riguroso seguimiento por parte del estilista o profesional. El experto recomienda  además tener más cuidado con los procedimientos químicos, evitando el abuso de cualquier técnica química.

“Es importantísimo no sobre exponer el cabello a tratamientos químicos fuertes todos los meses, tener producto de mantenimiento en casa. El cepillado todos los días y evitando producto de fijación”, señaló Delgado quien indicó además que no se debe abusar tampoco de la plancha o la secadora.

De no atender los consejos de los expertos, las enfermedades pueden provocar un cabello debilitado, envejecido y falto de los nutrientes necesarios para mantenerse en buen estado.

“Si no se atiendan o se reparen a tiempo, estas enfermedades pueden seguir un efecto progresivo, avanzando y creciendo el problema  y de esta manera se evita que el cabello crezca sano”, comentó Delgado.

En caso de que ya se padezca alguna o varias enfermedades del cabello, se debe acudir a un profesional que le pueda recomendar líneas de reconstrucción, fuerza e hidratación y que lleve un adecuado control sobre los procesos químicos que se vayan a efectuar partiendo de que sean lo menos agresivos posibles.

Redken ofrece dos productos que pueden prevenir enfermedades y aportar nutrientes: Chemistry System, un tratamiento a base de concentrados dirigidos específicamente a cada necesidad , fuerza, brillo , hidratación y protección de color y Shades EQ, tratamiento a base de proteína , que rellena espacios vacíos y aporta fuerza, reconstrucción y extra brillo .

Favicon

Fuente: IMACORP

The following two tabs change content below.
lzunigapetra@gmail.com'

Lucrecia Zuñiga Ureña

lzunigapetra@gmail.com'

Latest posts by Lucrecia Zuñiga Ureña (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *