Practicar yoga disminuye fatiga

La práctca de esta disciplina tiene muchos efectos positivos en la salud, debido a que mejora la calidad de vida de pacientes con cáncer de mama, como por ejemplo, calmar la sensación de fatiga que produce la quimioterapia.

Las pacientes que están recibiendo tratamiento para el cáncer de mama metastásico y que practican yoga con regularidad logran una reducción en la fatiga e inflamación que puede llegar a producir el tratamiento.

Según un estudio internacional del total de pacientes que participaron, el 68% de las pacientes que reciben tratamiento oncológico presentaron una disminución considerable en los niveles de fatiga al practicar este ejercicio.

El estudio realizó un seguimiento a las pacientes que asistieron a clases de yoga dos veces a la semana, quienes tuvieron una sensación de mayor energía y menor somnolencia durante el día, un mejor funcionamiento físico y una mayor calidad de vida.

El practicar esta disciplina tiene muchos efectos positivos en la salud, debido a que mejora la calidad de vida de pacientes con cáncer de mama, como por ejemplo, calmar la sensación de fatiga que produce la quimioterapia.

“La mayoría de los tipos de yoga hacen hincapié en el movimiento y la respiración y no requieren de un cambio total en el estilo de vida del paciente, ya que se realizan algunos movimientos suaves y pasivos y otros rápidos y activos”, comentó el doctor Carlos Zúñiga, Presidente de la Asociación Costarricense de Oncólogos Médicos (ACOMED).

Zúñiga explicó que el practicar esta disciplina incorpora una serie de pautas nutricionales, ejercicios, meditación  con el objetivo de unir mente, cuerpo y espíritu.

Entre los beneficios de practicar yoga se encuentran:

  • Reduce los niveles de toxicidad de los diferentes tratamientos que reciben las pacientes, ya que el ejercicio estimula los músculos, activa el flujo de la sangre, provee un equilibrio en las glándulas y sistema linfático, purificando y limpiando el organismo.
  • Alivia la tensión acumulada.
  • Fortalece los músculos y provee flexibilidad.
  • Brinda tranquilidad y equilibrio.
  • Mejora la capacidad cardiorespiratoria.
  • Mejora trastornos de la salud mental y física.
  • Mantiene la mente positiva y optimista para atraer y visualizar armonía y salud en el cuerpo.
  • A pesar de los cambios físicos que puedan ocurrir por cirugías, aprendes a aceptarte tal como eres, y vives en gratitud, confianza y seguridad.
  • Fortalece el sistema inmunológico.

Antes de iniciar a practicar yoga es importante que las personas tomen en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Asista a clases con un instructor de yoga con experiencia.
  • Consúltele a un instructor de yoga experimentado en pacientes diagnosticadas con cáncer de mama que tipo de posturas y yoga son seguros.
The following two tabs change content below.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *