Modelo a la caza de hombres infieles

La modelo profesional, “detective del amor” (“love detective”), Madeline Smith, convertida en “cazadora de infieles” (“cheater hunter”), tiende trampas seductoras online y en cuatro años ha descubierto a más de mil

Smith, de 30 años, es contratada por centenares de mujeres quienes, sospechosas de sus respectivas parejas, le solicitan que ponga, a esos hombres, a prueba.

Al informar, el 17 de diciembre, sobre el caso, la agencia informativa inglesa South West News Service, indicó que Smith, en los cuatro años transcurridos desde que se inició en labores como pesquisidora, ha puesto en evidencia a un millar de investigados.

“Una mujer se convirtió en una ‘cazadora de infieles’ luego de que, en sus redes sociales le llegaran algunos mensajes, de sus conocidas, solicitándole que escribiera, a sus maridos, para seducirlos y poner a prueba su fidelidad”, indicó el medio de comunicación con sede en la sudoccidental ciudad inglesa de Bristol.

Smith “captó la atención de usuarios de redes sociales, al mencionar los servicios que presta a cientos de chicas, quienes la contratan para poner a prueba a sus novios, prometidos, o esposos”, agregó, en una nota informativa que periódicos y otros medios, a nivel mundial, ha viralizado.

“Madeline trabaja como ‘detective del amor’ desde el año 2018, cuando creó ‘la prueba de lealtad’, luego de recibir mensajes de conocidas”, indicó la agencia.

El servicio de la eficaz investigadora es accesible: 30 dólares, de acuerdo con la versión periodística.

Cada potencial clienta, debe llenar un formulario que, entre otras informaciones, tiene que incluir algunos datos específicos del sospechoso, documentación que “ella analiza, para ejecutar su trabajo”, agregó el medio.

Smith dijo que, “hay tantos tipos de tipos, y sé exactamente cómo jugar con cada uno”.

Se trata de “tipos inteligentes, tipos tontos, tipos sospechosos”, puntualizó, además de reflexionar en el sentido de que “gran parte de esto es intuitivo”.

Al respecto, aseguró que, “puedo mirar un perfil, e, inmediatamente, reconocer la personalidad de un chico”.

A manera de ejemplo, explicó que “los hombres infieles suelen tener señales en común, (tales) como ocultar la contraseña de desbloqueo del teléfono celular, ser celosos, y acusar a la pareja de ser infiel”.

La “detective del amor” reveló, asimismo, que está “dispuesta a hacer cosas ‘indecentes’, para desenmascarar a los hombres infieles”.

Respecto a este método investigativo, la agencia informativa inglesa indicó que, “en algunas ocasiones, incluso, intercambia contenido íntimo con el investigado, para poder cumplir su objetivo”.

La identidad de sus clientas es algo que la tenaz “cazadora de infieles” mantiene en absoluta reserva, agregó South West.

Con ese propósito, “Smith tiene varias cuentas falsas, para poder evitar cualquier sospecha de una conexión con los perfiles” de quienes contratan el servicio.

Sin especificar una cifra, dijo que, en su exhaustivo trabajo secreto, ha tenido sorpresas.

En ese sentido, la agencia indicó que la investigadora “resaltó que siguen existiendo hombres fieles”, algunos de los cuales “hasta la bloquean, luego de aclararle que son casados”.

Foto: E l gringo photo


Publicado

en

por

Etiquetas:

Salir de la versión móvil